El patrón de Morata es San Isidro Labrador desde mediados del siglo XX, al que se le tenía ya gran devoción al ser protector de agricultores y de sus cosechas.

La imagen del Santo está en una de las capillas laterales del la parroquia. Talla que sale en romería cada 15 de mayo hasta el paraje de El Bosque, al norte de la villa, donde está su ermita y donde se celebra la Santa Misa.

Ese día tienen lugar un buen número de actividades organizadas por la Hermandad de San Isidro y San Antón y por el Ayuntamiento de Morata, destacando el concurso de tractores, actos deportivos, o la subasta de productos agrícolas en benéfico de la Hermandad.

Es este día muy participativo, pues gran número de grupos y peñas acuden junto al Santo preparando sus guisos y acompañándole durante toda la jornada festiva.